Club Sport HeredianoLiga Deportiva AlajuelenseLiga ProméricaUNAFUT

Herediano es el Campeón de la Década

Tras una dramática tanda de penales los florenses alzan la Copa 28 de su historia

El 18 de diciembre del 2011 se jugó la Final del Torneo de Invierno entre Herediano y Alajuelense, los florenses perdieron la final y cumplieron 18 años de no ser campeones. Cinco meses después, el 19 de mayo del 2012 y tras 19 años, el Herediano volvió a la cima del fútbol nacional, y esto fue el inicio de algo que quizás hasta el más optimista jamás imaginó. Ser el equipo con más títulos en la década del 2010 en el fútbol nacional.

El Team a partir de ahí cumplió con objetivos que tenía pendientes como por ejemplo alzar su primer trofeo como Campeón en La Casa de Don Eladio ante Cartaginés en 2013, ganarle una final a Alajuelense, dar la vuelta olímpica en Tibás dos veces, lograr un doblete eterno el cual incluyó su primer título internacional con la Liga Concacaf ante Motagua, sin embargo, le faltaba uno que sí o sí tenía que cumplir en esta finalísima.

Los de las flores le debían a su afición ganarle una final a la Liga en su estadio en el mes de diciembre ya que entre 2010 y 2013 no pudieron lograrlo, y en este 2019 desbloqueó el último logro de este decenio al vencer en una dramática tanda de penales a una Liga Deportiva Alajuelense que arrolló en Fase Regular donde se puso una etiqueta de invencible, pero al llegar a estas series se encontró con un conjunto rojiamarillo que lo superó en una doble serie a cuatro encuentros para bordar la estrella  número 28 en su escudo.

El show de los porteros

El duelo arrancó con vértigo, no era para menos ya que la Liga necesitaba marcar para igualar la serie y no más en apenas tres minutos de partido un pelotazo que Jonathan Moya pivoteó de forma excepcional, le quedó al otro Jonathan, McDonald, quien remató con fiereza una pelota que Esteban Alvarado repelió con unos reflejos felinos, sin embargo, el esférico le quedó a Allen Guevara y el volante disparó la pelota estrellándose en el palo.

Esa acción fue un déjà-vu del juego pasado en el Rosabal donde el “16” falló una jugada similar, pero en esta ocasión el resultado fue diferente ya que al minuto 7 Francisco Rodríguez en una transición rápida entregó el balón a Gerson Torres que tiró a marco y aplicando una sensacional técnica, Adonis Pineda desvió al tiro de esquina. Los porteros empezaron a hacer su trabajo.

Figura desde cualquier punto. Adonis Pineda a como tuvo buenas intervenciones, tuvo culpa del 2-1 en una mala salida para que el juego fuera a penales y el Herediano alzara la 28. Foto: Fauricio Rogers.

Un tome y deme futbolístico

El transcurso de la primera mitad fue como si se tratara de dos boxeadores peso pesado luchando por el título del mundo donde el intercambio de golpes fue directo. Eso se vio reflejado al 11’ cuando McDonald remató a marco y Alvarado capturó sin problemas. El Team lo intentó por medio de Keysher Fuller con remate cruzado que Pineda se dejó sin problemas al 18’.

Más tarde fue la Liga con una gran jugada de McDonald con Moya, el último chutó a marco, pero Alvarado en una acción milagrosa achicó de forma soberbia y como si se tratara de una jugada en cámara lenta la pelota fue subiendo para pegar caprichosamente en el horizontal e irse al tiro de esquina. Tras esa acción cuasi-divina, el turno fue florense por medio de Randall Azofeifa quien mandó a la olla y Ariel Soto no pudo repetir lo hecho en la ida y la mandó por fuera.

Un intercambio más

En el complemento el juego tomó tintes aún más infartantes y a los dos minutos de reanudado el juego, un tiro libre de Alex López provocó una melee en el área visitante, opción que tuvo José Andrés Salvatierra quien estrelló en el poste la redonda. El Team tuvo una más por cobro directo de tiro libre de Azofeifa que Pineda se lanzó para la fotografía y envió con una mano al córner.

Baldes de agua

Jonathan Moya celebrando a más no poder el gol que significaba un desahogo descomunal. La 30 era cuestión de tiempo, pero el Herediano se lo sacó de las manos en un parpadeo. Foto: Steban Castro.

El juego cayó en un estado de presión inaguantable donde lo mínimo podía explotar, y ese mínimo fue el primer gol de la noche al 72’ cuando Bernald Alfaro mandó un proyectil destructor de su pierna derecha para romper el muro visitante y poner ese empate en la serie que tanto buscaron.

De inmediato, al 76’ llegó el segundo gol manudo, ese de la 30, por parte de Jonathan Moya quien de cabeza y tras un centro perfecto de Barlon Sequeira volcaron la serie y a una afición que explotó provocando casi que un sismo en el Morera Soto. En definitiva, dos baldes de agua hirviendo.

Pero para equilibrar la temperatura se ocupaba un balde de agua fría, en realidad agua helada de la misma Siberia. Yendrick Ruiz a falta de 180 segundos para el final del juego descontó para empatar la serie y mandarla al alargue.

Alargue, penales y título

El tiempo extra fue una lucha de resistencia a toda regla, Alajuelense trató de tener la pelota, pero Herediano tuvo mayor fuelle y buscó durante los 30 minutos con total ahínco el gol, sin embargo, no pudo concretar las opciones para campeonizar sin penales.

El reflejo de este aficionado lo decía todo. Impotencia y frustración al ver como el Team le sacó del bolsillo un título que estuvieron a nada de asegurar. Así como muchos liguistas en el país sufrieron de esa manera. Foto: Fauricio Rogers.

Hablando de penales, el juego se tuvo que definir por esa vía, misma que hace un año, en ese mismo marco, los florenses lograron salir avantes ante el local en la final de la segunda fase. En esta oportunidad, quien falló el penal fue Alex López que erró el disparo gracias a una tapada de campeonato de Alvarado. La efectividad florense se repitió y fue suficiente para dejarse la 28, ponerse uno debajo de la Liga y alzar la Copa en un estadio que no veía al Huracán celebrar desde 1985.

El 21 de diciembre del 2019 dejó al Club Sport Herediano con siete títulos locales, uno de Concacaf, ocho subcampeonatos, 14 finales, además de liderar la tabla general de la década con 932 puntos convirtiéndolo en el equipo del decenio, algo que ni el más positivo hubiera soñado.

Síntesis del partido

2 (4) Liga Deportiva Alajuelense: Adonis Pineda, José Miguel Cubero, Kenner Gutiérrez, José Andrés Salvatierra, Christopher Meneses, Bernald Alfaro, Anthony López (Ariel Lassiter al 47’), Allen Guevara (Barlon Sequeira al 74’), Alex López, Jonathan McDonald (Marco Ureña al 37’) y Jonathan Moya. DT: Andrés Carevic.

1 (5) Club Sport Herediano: Esteban Alvarado, Aarón Salazar, Ariel Soto, Keysher Fuller, Diego González (Aldo Magaña al 88’), Óscar Esteban Granados, Randall Azofeifa (Yendrick Ruiz al 78’), Gerson Torres, Berny Burke (Nextalí Rodríguez al 78’), Francisco Rodriguez y Brian Rubio. DT: José Giacone.

Goles:
1:0 Bernald Alfaro al 72’
2:0 Jonathan Moya al 76’
2:1 Yendrick Ruiz al 87’

Penales:
LDA: Jonathan Moya, Kenner Gutiérrez, Alex López (tapó Alvarado), Ariel Lassiter y José Miguel Cubero.
CSH: Francisco Rodríguez, Aarón Salazar, Gerson Torres, Aldo Magaña y Yendrick Ruiz.

Amonestados:
LDA: Anthony López, Jonathan Moya y Bernald Alfaro.
CSH:  Gerson Torres, Brian Rubio, Esteban Alvarado, Nextalí Rodríguez, Yendrick Ruiz y Óscar Esteban Granados.

Foto portada: Johan Rojas

Back to top button
Close
A %d blogueros les gusta esto: