CONCACAF LeagueDeportivo SaprissaDestacado

Noche mágica morada convertida en pesadilla catracha

Foto: Prensa Deportvo Saprissa

Sin duda que la noche del 31 de octubre del 2019 marcó un antes y después en el saprissismo, cómo 11 guerreros demostraron que en el fútbol la lógica no existe y lo imposible es temporal tras remontar la semifinal de Liga Concacaf ante Olimpia de Honduras por 4-3 en el marcador global.

Pero se ha preguntado qué situaciones sucedieron tras el pitazo final, cómo reaccionaron los futbolistas del cuadro catracho cuándo ingresaron al camerino, las miradas de enojo que lanzaron los periodistas hondureños en las conferencias de prensa la alegría de los jugadores morados en zona mixta, a continuación, les relataremos esos minutos de felicidad y terror.

Luego que el árbitro central Ismail Elfath pitó la conclusión del cotejo, las cámaras se enfocaron en la celebración de los jugadores morados, esto le sirvió de efecto distractor para el plantel de Olimpia que escapara hacia la intimidad de su camerino ubicado debajo de la gradería de sol sur.

Ese trayecto de pocos metros se convirtió en un viacrucis para los visitantes, unos entraron bajo un silencio sepulcral y otros patearon la puerta que los separaba de la zona mixta para desahogar sus penas.

Apenas entró el último miembro del cuerpo técnico, la puerta se cerró y vinieron los insultos, unos madreando a los aficionados del Saprissa, otros hacia sus compañeros y cuestionando sus capacidades como “¿qué nos pasó?” o “¿por qué lo dejamos ir?”, combinado con golpes a las paredes del estadio y caída de objetos.

Mientras eso pasaba adentro, a las afueras los miembros de la prensa se expresaron sorprendidos ante los gritos de furia de ese equipo y en silencio escucharon cómo se gritaban.

A los pocos minutos el técnico Pedro Troglio salió de esa cámara húngara para entrar a otra jaula de leones, o sea, a la conferencia de prensa. 

En los primeros minutos mantuvo la cordura, esquivó con facilidad los dardos de los periodistas hondureños, pero las preguntas de los ticos iban y venían, se tambaleaba, hasta que cedió en la consulta de Marco Vargas del sitio web Carrusel Morado, así fue como el entrenador se enojó y explotó ante los medios de comunicación.

Marco: Con el mismo respeto que me imagino usted lo dijo en su momento, ¿sigue pensando que el Deportivo Saprissa es el segundo mejor equipo de Concacaf?…

Pedro: (Interrumpe al comunicador) … es una boludez lo que me está preguntando, me parece que es una falta de respeto lo que esta preguntado porque yo ya expliqué que no dije eso, así que corto la conferencia acá, les agradezco a todos y buenas noches (se levantó de su silla furioso y abandonó la sala).

Apenas Troglio se fue, los periodistas de Honduras lanzaron miradas amenazantes contra Vargas, este no les prestó atención y siguió su trabajo.

En cambio, Walter Centeno mostró otra cara, combinó expresiones de felicidad y ansiedad, aunque en su mirada contuvo las lagrimas de alegría por la proeza y mantuvo la compostura, desvió la atención con sus palabras y hasta sacó su faceta de sarcástico con el periodista Keish Gómez de la página www.yashinquesada.com, ya que observó en detalle el abrigo que portaba, le preguntó de qué equipo era, Gómez respondió del Bologna italiano, se rio y escuchó las preguntas con detalle. 

Mientras Centeno respondía, un miembro del cuerpo técnico se acercó a una de las puertas de acceso con una mascara alusiva a Halloween, Walter lo notó y se rio por unos segundos. Además, en el fondo se escuchaba la fiesta que armaron los futbolistas de la escuadra saprissista, con frases como “esto es nuestro carajo” o “hicimos historia, pero nos falta dar el puntillazo final” se motivaron unos a los otros.

Cerca de las 10:40 p.m. los jugadores salieron a conversar con los periodistas, en el caso de Olimpia solo dos se quedaron, uno de ellos fue Jerry Bengtson, contesto pocas preguntas y se trasladó al bus, mientras los demás cabizbajos y aun afectados abandonaron el Estadio Ricardo Saprissa, un sitio que les traerá malos recuerdos. 

Luego salieron los morados, hablaron Aarón Cruz, Alexander Robinson, Christian Bolaños, David Ramírez, Marvin Angulo, Michael Barrantes y Randall Leal, ninguno escondió su felicidad por el triunfo agónico, defendieron a Yostin Salinas por el error que cometió y cómo consecuencia cayó la anotación del rival.

En medio de la conversación, el masajista Juan Gabriel Rodríguez, más conocido como “Pingo” recorrió la zona mixta con un carretillo cargado de sándwiches y bebidas energéticas, a cada periodista, fotógrafo, camarógrafo y asistente de cámaras le entregó un sándwich y refresco bajo la frase “para que bajen las revoluciones y quiten esa cara de sorprendidos”.

La jornada concluyó hasta las 11:30 p.m., muchos de los periodistas salieron rumbo a sus casas por la gramilla para dirigirse al parqueo ubicado detrás de sombra oeste, la mayoría se detuvieron por varios segundos sobre el zacate para contemplar ese silencio que reinaba en el ambiente, aquel que dos horas antes era una fiesta.

Así concluye una noche que muchos no olvidarán en el ámbito futbolístico, que elevó los limites de un club histórico y que en este deporte nada es imposible.

Johan Rojas

Periodista deportivo con más de cinco años de experiencia en prensa escrita, emisoras de radio en AM y FM, redes sociales y páginas web. Entre los eventos cubiertos en este tiempo son Campeonatos nacionales e internacionales de fútbol, Juegos Deportivos Nacionales, Juegos Deportivos Centroamericanos San José 2013, fútbol sala, baloncesto, entre otras disciplinas.
Back to top button
Close
A %d blogueros les gusta esto: